Bloquean discapacitados al sur de Chilpancingo para exigir apoyos

Bloquean discapacitados al sur de Chilpancingo para exigir apoyos

Réplica 
Chilpancingo, Gro. 

Integrantes del Frente de Grupos Vulnerables y Personas con Capacidades Diferentes A. C. bloquean la avenida Ruffo Figueroa, al sur de la capital, para exigir que cese la discriminación en su contra.

El representante de la organización, Silvestre Rodríguez Fernández, dijo que actualmente las autoridades están concentradas en el proceso electoral y no se han reunido con los inconformes para revisar los programas sociales a los que podrían acceder.

Señaló que las 60 personas aglutinadas en el frente padecen de distintas incapacidades, visuales, motoras, e incluso hay madres solteras y adultos mayores. «La discapacidad es para toda la vida, uno hasta que se muera va a ser incapacitado y las autoridades no ven eso», expresó.

Aseguró que a pesar de que han sido encuestados para ser posibles beneficiarios de distintos programas, «hemos sido discriminados, yo quiero que seamos tomados en cuenta, que haya igualdad para todos».

Pidió a las autoridades que implementen programas de asistencia social que no tengan límite de edad y tampoco dejen fuera a las personas discapacitadas.

Desde las 10:30 de la mañana, los inconformes cerraron de manera total el paso vehicular frente a la Bodega Aurrera Sur y a unos metros de las oficinas del Programa de Bienestar Social, debido a que a la fecha sólo se les han prometido audiencias pero sin un compromiso real para resolver sus demandas.

Ante el boqueo, automovilistas y trabajadores del Servicio de Transporte público son desviados hacia rutas alternas para transitar por la zona sur de la ciudad.

El conductor de una urvan del Servicio Urbano de Chilpancingo se quejó de los constantes bloqueos en la capital, pues a consecuencia de la pandemia se redujo la afluencia de pasajeros y «con los bloqueos es peor».

Consideró que ante el cierre de avenidas y calles principales, se debe considerar el uso de la fuerza, pues los trabajadores del transporte público son afectados y «a nosotros nadie nos apoya».